Páginas vistas en total

jueves, 6 de diciembre de 2018

Fiebre










*Foto propia, soles de mi tierra






El calor ha dejado la tierra seca

y sin la sombra de los arrayanes.

Sólo ese sopor

que se eleva

de las grietas abiertas en el suelo,

como la fiebre de tus labios

costra de carne y sangre,

a la espera de la lluvia









lunes, 12 de noviembre de 2018

Sombra y lluvia



Foto propia intervenida

Y eres 
hoja, 
rama
tronco,
árbol 

frondoso.
Bajo tu sombra
el día piensa
como un buda sereno.
La lluvia apenas se siente
en los nidos apretados de sus ramas,
haciéndose savia 

en sus nervaduras.

martes, 23 de octubre de 2018

BANDERAS















*Foto intervenida











Ay¡  la vida sin banderas¡
no de esas que apartan
y dividen,
hablo de las banderas que juntan la alegría,
las que hermanan tu voz y la mía,
esas que nos vuelven poetas del amor,
y nos llevan a cantar
en los acordes de una guitarra vieja,
la razón del beso,
del pan candeal en toda boca,
de la palabra sin freno,
para denunciar la injusticia.
Hablo de las banderas que
emancipan,
que no quieren niños
en las calles,
esas que juntan razones
para la felicidad constante.
Juntemos esas banderas,
que la muerte
no da espera

domingo, 7 de octubre de 2018

SURREAL








*Foto propia intervenida
Bosteza el día en la curva del reloj
marca una hora imprecisa,
quizás de otra dimensión.
Me quedo mirando la gente que pasa,
con ojos febriles
caminan sobre sobre algodones de nubes,
y una sonrisa sin rostro se va con ella,
en su camino al vacío.
No sé si es mañana,
ayer,
hoy,
voy solo tanteando en caminos, rutas, senderos que sé que he caminado,
pero mis pies no los reconocen,
y a pesar de mis ojos,
como un Edipo después de la confirmación del vaticinio,
golpeo en las paredes,
ruedo
y desangro

sábado, 22 de septiembre de 2018

PENÉLOPE






                            Penélope                                                                   







*Foto intervenida



A ella le gustaban los amaneceres
asomada a la ventana
por la brisa que le aireaba el rostro
y le levantaba el pelo como
fuga de mariposas angelizadas.
A ella le gustaba caminar por las calles
viejas de la ciudad
donde presentía fantasmas
de amores inconclusos
y una lágrima íngrima,
rodaba por su cara,
dulce y tierna.
A ella le gustaba que le dejara versos
en las servilletas de los restaurantes
que con la complicidad del camarero,
rescataba del olvido.
A ella la enternecía Serrat,
cantando Penélope en los días
de ausencia.
Quizás aún me espere,
mientras desteje su último abrigo,
a la sombra de la casa solariega



lunes, 3 de septiembre de 2018

SILENCIO










*Foto propia


Nos quedamos sin palabras
sin la ansiedad del beso,
el pulso en un limbo,

la mirada ciega,

la piel anestesiada,
el miedo adherido a la piel
como una lapa,
mientras la muerte reptaba
en un silencio de piedra

viernes, 10 de agosto de 2018

Razón de una canción



Foto intervenida

Cuando pasaron junto al bar, la mujer se estremeció. Víctor Heredia cantaba, "Para recalcar que estoy vivo/ En medio de tantos muertos". Hacía mucho tiempo que no escuchaba esa canción. Era la canción de ellos. Dos lágrimas largas rodaron por sus mejillas. Se quedó mirando al niño, lo alzó y lo besó con una gran ternura. Luego, se perdió calle abajo, cuando Heredia ya cerraba la canción, "Ay! fogata de amor y guía, Razón de vivir mi vida"