Páginas vistas en total

sábado, 12 de septiembre de 2015

Verde


VERDE

Si hay una nada,
ésta de cuando las mañanas se vacían del color de tus ojos,
y el sol se abruma en el ala herida
de este dolor que no duele,
impreciso,
sin contorno.
Si hay una nada,
ésta
la del beso en una boca sin labios,
boca que traga y no mastica,
boca que no es boca,
solo
gesto,
mueca,
humo,
vapor
sin aliento.
Quizás mañana se llenen tus ojos de arcoiris
y y sol hiera de luz el día.
Quizás mañana haya
boca,
labios,
y en cada beso tuyo
se siembre la esperanza

28 comentarios:

Homero Nicaragua dijo...

En un beso con sentimiento, siempre hay una buena esperanza. Abrazos mi amigo. H.

Maria Rosa dijo...


Mañana.
Esa es la esperanza que reclaman tus versos. Lo siento como un poema al desamor
Buen fin de semana Carlos.

mariarosa

PieL dijo...

Cuando la boca tiene ganas
y el corazón anhelos
el verde siempre se aloja en la mirada

un abrazo y un beso


buen fin de semana !

ReltiH dijo...

UN AMOR DE NATURALEZAS!!
ABRAZOS

Verónica O.M. dijo...

Hermoso.
Seguro ocurrirá.
Un abrazo fuerte

luís rodrigues coelho Coelho dijo...

O canto dorido de um poeta.
Um pouco difícil esta forma de cantar sem lábios nem beijos.

Elsa dijo...

A modo de plegaria laica, el hablante dolido exhala su queja que es dolor constitutivo...
Existe vida, tal vez esperanza.
Un abrazo, Carlos.

lichazul alqantar dijo...

que no desfallezca
esperanza verde
esperanza siempre necesitada

abrazos Carlos
gracias por tus huellas

Julio Francisco Alcalá dijo...

El sabor, el color, el olor de la nada y los del sueño, que no es real pero huele, sabe y es de colores.

Un abrazo.

María Perlada dijo...

Quizá mañana todo eso y mucho mas haya, amigo Carlos.

Un placer leerte.

Un beso dulce de seda.

mónica pía dijo...

sí... mañana habrá verde! bellísimo!

saludos,

María Socorro Luis dijo...


Bello.
Como plegaria impiadosa.


Porque es el verde
el color de sus ojos.
Porque la añoras.

Un haiku con un abrazo para ti.

Gustavo Figueroa Velásquez dijo...

Quizá mañana sea el día de ser y de la esperanza, la nueva primavera del amor, el rito sagrado de la comunión del beso y de dos cuerpos elevando el cáliz glorioso del momento de la luz...quizá mañana sea el día del ser y no el de la nada.
Genial Maestro.

Liliana G. dijo...

Un excelente micro poema donde el sentimiento se viste de melancolía y recuerdos. A buen entendedor, pocas palabras.

Un fuerte abrazo, Carlos.

Doris Dolly dijo...

Carlos ...¡¡que hermosas letras !!!
me derritieroon.

un beso desde Argentina

Leticia Garriga dijo...

Preciosa forma de pedir amor. Beso Carlos

Leticia Garriga dijo...

Preciosa forma de pedir amor. Beso Carlos

RECOMENZAR dijo...

sos
eras
serás
mil besos
poeta

Isa dijo...

Hola Carlos, siempre hay esperanza para el amor.
Siempre los besos salen de los labios qeu aman, de la esperanza, de la alegría, del sentimiento.
Saludos y abrazos

lichazul alqantar dijo...

Muchas gracias por acompañar mis palabreos desde el principio en la serie y sobre todo por la constancia
sé que no fue una serie apreciada, y es que escribir de las cosas que nos afean nunca ha sido algo que atraiga a lectores animosos y comprometidos


abrazos gorditos

Josefa dijo...

Hola. Seguro que mañana volverás a sentir en tu corazón ese beso.
Hermoso poema lleno de sentimiento.
Un abrazo.

BEATRIZ dijo...

Ojalá que si, mañana desaparecerá el paisaje blanco y negro, o gris.

Saludos de arcoiris Carlos.

BEATRIZ dijo...

Ojalá que si, mañana desaparecerá el paisaje blanco y negro, o gris.

Saludos de arcoiris Carlos.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Lichazul, de ese septiembre oscuro dos eventos me desgarraron el alma: Allende metralla en mano defendiendo su sueño, y la atrocidad de la dictadura con Víctor Jara. Un abrazo

Rafael Humberto Lizarazo dijo...

Quizás, quizás, Carlos... mientras la esperanza persista.

Un abrazo.

Mercedes Cardona dijo...

MERCE CARDONA. Dice precioso poema, espero que puedas besar estos labios mañana. Agradezco tu visita.

Besosssssssssssssssss

Sneyder C. dijo...

Siempre hay un mañana abierto a la esperanza, donde el arcoíris ilumine la vida que lleve al amor y a ese beso ansiado.


Un cálido abrazo

Jo dijo...

me ha gustado mucho esto. Y yo solo pienso en un nombre

Esmeralda