Páginas vistas en total

lunes, 5 de abril de 2010

Falcada


Cuántas veces he buscado
su boca en el vacío de los sueños,

y he amenecido con los labios heridos

por la falcada de sus besos.

Cuántas veces he hendido

el limo de la garganta de su sexo,

y en la humedad de sus mares interiores,

sentir cómo orgasman de ebriedad

mis barcos y veleros.

9 comentarios:

Rosa de los vientos dijo...

Me dejas ebria de sensualidad, con tan buenos versos. Un abrazo

MORGANA dijo...

Pura sensualidad Carlos pero con mucha amargura y dolor...¿Merece la pena?
Besos hechizados.
Morgana.

anabel dijo...

Triste evocación de lo que fue, de lo que se perdió, de lo que se añora.
Precioso.
Un abrazo.

Perfecto dijo...

La ausencia hiere, a veces, más que el desamor.
Un poema breve y sensual, bien trabado.

Un abrazo.

medianoche dijo...

Muy bello, sensual, amoroso, versos de amor y pasión.

Besos

Chorizo Criollo dijo...

MUY SENSUAL, MUY BUENO, LAS METÁFORAS QUE EMPLEAS PARA DESCRIBIR LOS GENITALES SON EXQUISITAS, GRGANTA, MARES INTERIORES VELERO, GENIAL COMO SIEMPRE AMIGO!!!

Lucero dijo...

Que bellas palabras de deseo,, se sienten Carlos,te dejo besitos de buenas noches.

la MaLquEridA dijo...

Que poema tan bellamente erótico.



Saludos.

Anouna dijo...

Carlos, busqué la palabra, pero no tuve una definición a la palabra Falcada. Ignoro qué significa.

Me quedo un poco trunca sin la claridad de la palabra, pero el poema me parece maravilloso igual. Tiene el erotismo exacto, que se vive y se sueña, hasta despertar con los labios heridos, y los barcos y veleros ebrios.

Un gran abrazo, gracias por tu apoyo.

Anouna