Páginas vistas en total

sábado, 9 de enero de 2010

Cardúmenes.


Supe que era ella, cuando detuvo un instante la mirada en la ventana del bar, y sus ojos eran mares de cardúmenes de peces vivos.

17 comentarios:

Anónimo dijo...

Bella redfrencia a unos ojos de mujer.

Zully dijo...

Uuuy !! así se veran mis ojos? ... Mejor aún.. existira alguien que logre ver mis ojos desde ese angulo??

Besos cochovis!! =)

Eterno dijo...

Muy significativo la descripcion de los ojos de una mujer. Quizas los ojos del amor?
Saludos ETERNOS.

BLANCA LIBIA HERRERA CHAVES dijo...

SEGURAMENTE LO FUE... LOS OJOS SIEMPRE NOS ENSEÑAN QUIÉN ES...

UN ABRAZO...

Perfecto dijo...

Una mirada puede descubrir un mundo.

Breve y bellisima descripción de una mirada.

Un abrazo.

anabel dijo...

A veces basta una mirada para saber que podríamos naufragar en esos ojos y no desear nunca que nadie nos rescatase.

Bellísimo minirelato.

Un abrazo.

LOLA dijo...

Chico!!! tu estabs borracho o sumergido en una pecera de alcohol cuando escribiste eso!!!

LOLA CIENFUEGOS

Duna dijo...

No, no son unos ojos de mujer.Son los ojos de esa mujer...

Preciosa descripción que abre ventanas.

Un beso.

Ursula dijo...

Carlos Augusto...

me dejaste sin palabras!!!
precioso!!!!
que gusto leerte amigo querido!!!

hermosos días!!

beso!!!

Chorizo Criollo dijo...

seguramente te referís a la humedad en todos sentido en aspecto femenino, tan sutil ke me encanta, saludos amigo!!!

sedemiuqse dijo...

Que bello
Besos y amor
je

Alma Mateos Taborda dijo...

Una metáfora maravillosa de los ojos de una mujer. Excelente trabajo! Un abrazo.

Lucero dijo...

En este Jueves.. paso solo a saludarte y desearte un bello fin de semana.

Sabes....
¿Con qué se alimenta una flor?
Con muchas gotitas de amor...
Grandes partículas de amistad...
Gran dosis de paciencia...
Y sobre todo; con infinitas dosis de humanidad.
Tú eres la flor de mi amistad...
¡No la dejes secar, por favor!

Gracias por tus comentarios besitosss

juan manuel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Gracias por tu visita,

un fuerte abrazo,


Cíclopa

Anónimo dijo...

bravo, carlos, me dieron ganas de irme a comer a besos la vida

David C. dijo...

que tal inspiración maestro.
saludos
David